El apacible y bello paraje ya fue elegido como locación de otro filme extranjero hace dos años

Alemanía, paraíso preservado por okupas y usado para filmes yanquis

Se está filmando en Alemanía una película estadounidense sobre trata de blancas. La mítica estación de trenes es cuidada hoy por un grupo de artesanos que lucha por preservar el sitio. El trabajo de la artista salteña Carmencita Cornejo en el filme.

En el extremo del Valle de Lerma, al borde de las estribaciones que lo separan de la Quebrada de Cafayate, la última estación de los trenes que antaño surcaban la región se levanta -a un costado de la ruta- en un paraje para el asombro y la quietud.

La mítica estación sobrevive también en la memoria literaria del norte argentino gracias a un poema de Manuel J. Castilla (“padre, ya viene el tren de Alemanía...”)

El pintoresco edificio estuvo abandonado hasta que hace 8 años un grupo de artesanos -de Buenos Aires, de Rosario de Santa Fe y de Salta- lo limpió, lo arregló y lo transformó en un local de ventas de artesanías, donde funciona también un pequeño taller.

Al frente, una hilera de cinco casas parece emerger del fondo de los recuerdos de un tiempo inmemorial. Sólo dos están habitadas en forma permanente. Las otras permanecen cerradas y sólo esporádicamente albergan a las familias de sus propietarios que ahora viven en la ciudad desde donde llegan cada tanto a disfrutar de un paraje tan espléndido como calmo.


Esta es la segunda vez que Alemanía es elegida como locación de un filme. La salteña Carmen Cornejo, experta en producción artística cinematográfica (integró, por ejemplo, el equipo que filmó en Mendoza “7 años en el Tibet”, que tuvo en el rol protagónico a Brad Pitt.), es quien se encargó de pintar paredes y puertas, y adecuar frentes e interiores del edificio de la estación y del escueto caserío de enfrente, ubicado a unos 80 metros, cruzando las vías. Un trabajo de arte pormenorizado y necesario, previo al rodaje.

Luego llegó el resto del equipo (actores, director, asistentes) y comenzó la filmación, que se lleva a cabo actualmente.

La película en lo que hace a dirección, producción y elenco es realizada por una empresa de Estados Unidos. Para la co-producción en el país se ha contratado a “Industrias Cinematográficas Argentinas”

¿Okupas o preservadores?

Hace dos años se filmó otra película en el lugar, nos cuenta uno de los artesanos que ocupa el edificio de la Estación, convertido en un local de venta de artesanías.

“Vinieron, cerraron el acceso y filmaron dos semanas; nosotros no pudimos trabajar en ese tiempo y no nos indemnizaron”, recuerda Matías (28) quien comenta (mientras nos muestra cómo realiza su labor cotidiana en el taller) que son diez los artesanos que residen con sus familias en las inmediaciones y viven con el producto de su trabajo, que venden a los turistas que hacen un alto en la estación en camino a -o de regreso de- Cafayate.

Tras la charla con Salta 21 los artesanos desocuparon temporariamente el edificio donde comenzó a trabajar el equipo de filmación.

“Son okupas, porque la estación no es de ellos y se metieron ahí sin ninguna autorización”, comenta una persona ligada al equipo de filmación. Pero Matías afirma que el predio fue cedido por el estado nacional a la provincia dos años atrás y que lo administra el municipio de Guachipas, con el que han mantenido conversaciones y llegado a un acuerdo hace un año.

Dice el joven que ellos se hacen cargo del mantenimiento de la estación y de su cuidado y a cambio tienen el permiso para instalar allí sus puestos de venta de artesanías. Aman el lugar y temen que el creciente interés que despierta altere -a través de la construcción de hoteles o la instalación de negocios- sus características únicas, que ellos quieren preservar.

Paraíso en peligro

No se oponen los artesanos a que Alemanía sea locación de filmes, pero esta vez exigieron que se los indemnice por el tiempo (calculado en unos 10 a 15 días) que se filma allí, durante el cual ellos no pueden trabajar vendiendo sus artesanías.

Esta interesante historia real de vida y de preservación de uno de los parajes más pintorescos de la provincia es desplazada ahora por otra de ficción –que parece inspirada en casos que han ocurrido en el país y que aparecen en las páginas policiales de los diarios locales-: dos turistas adolescentes llegan desde Estados Unidos a un pequeño pueblo de un típico país latinoamericano, y una de ellas es capturada por una red de trata de blancas…

Por lo pronto –ajenos al sórdido argumento del filme y a las nobles preocupaciones de los artesanos- los dueños de hoteles en pueblos cercanos, como es el caso de Coronel Moldes, están contentos. Los yanquis agotaron las plazas, pagan de contado y se quedarán como mínimo dos semanas.

Luego se podría hacer algo en la dirección que piden los artesanos. Por ejemplo una ley de preservación que impida (y cancele taxativamente toda “excepción” que pudiera comprar el poder económico al poder político corrupto) construcciones nuevas en el predio y cualquier cambio en el edificio de la estación y en el caserío de enfrente. Salvo, claro, la pintura y la ornamentación ocasional que requiera la filmación de películas nacionales o extranjeras.

Ningún niño poeta le avisa hoy a su padre, encargado de estación en Cerrillos, que ya viene el tren de Alemanía. Pero quizá algún día el tren regrese. Y la estación sea un monumento histórico. Para entonces, ¿dónde estarán los artesanos?

Dejanos tu comentario

Mensajes

  1. Es increible estuve alli alojado en el mismo momento en el carísimo Hotel del dique Cabra Corral donde estaban todos los de la filamacion y una noche les toco filmar en el hotel y NO pude dormir jamas ES UN HORRROR esta gente que se adueña de nuestro pais y las estrellas con PERROS en el hotel un ESPANTO !!! deberian sansionar... y estoy de acuerdo hay que indemnizar a los ARTESANOS !!! SOY RICHARD de Buenos Aires.

  2. Soy de Salta y me crié toda mi vida en esta hermosa y apacible provincia. Visite el pueblo de Alemanía en reiteradas oportunidades. Hace un par de años note que hippies empezaron de a poco a ocupar el pueblo. Hoy en día este pueblo tiene más habitantes hippies que gente del lugar. Por otro lado recorriendo mi provincia advertí que cada vez son mas los hippies que deciden venir a vivir a pequeños pueblos del norte argentino, como ser Cachi, Cafayate, Humahuaca, Purmamarca, Tilcara, Etc, y lo único que traen consigo son malas costumbres y modales exacerbados que repercuten en la cotidianeidad y la sosegada forma de ser de estos pobladores.
    No tengo nada contra los hippies porteños, pero no me parece correcto que esta gente se instale en estos lugares, fume marihuana, fabriquen artesanías que no son para nada del lugar y que hagan perder la tranquilidad que tienen estos pueblos. Claro ejemplo de todo esto es Purmamarca. Este pueblo ya no es mas tranquilo, ahora es una pequeña ciudad de 6x6 cuadras en la que se escucha el estridente tono porteño en vez del viento y la calma que siempre supo tener.

  3. Me parece perfecto que el lugar se esté preservando ya sea por los hippies o por quien se ocupe del lugar. Lo lamentable es que los que aquí protestan diciendo que "hippies porteños" son los que usurpan el lugar me parece discriminatorio. Soy porteña y vivo en Salta desde el año 1987. Buenos Aires está lleno de gente de las provincias, incluso salteños y muchos. Alemania estaba abandonada a su suerte y si alguien, quién sea, cualquiera, se ocupa del lugar me parece perfecto. Uds. se rasgan las vestiduras hablando de discriminación? Pues entonces qué es lo que están haciendo uds.? No todos los hippies son porteños y no todos los salteños son discriminatorios como los que se dieron cita aquí.

  4. Resulta patética la queja de quienes abandonaron a su suerte a Alemanía, y ahora se quejan cuando aparece gente que se encarga de cuidar el lugar. Ahora les preocupa si las artesanías son genuinas o no. Qué hipócritas ¡Vayan ustedes y háganse cargo, si tanto les preocupa!

¿Un mensaje, un comentario?

moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Su mensaje

Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.

Facebook