“La La Land”: romance pop e inspiración retro

La favorita para los Oscars 2017 no tiene desperdicios. Muchos se preguntan si la cinta está simplemente de moda o si en realidad es una de las maravillas del cine que será recordada entre las mejores películas de su género. "La La Land-La ciudad de las estrellas", juega con escenas de surrealismo que se acercan a la fascinación o hechizo del amor. Moda o modo? Un viaje hacia el musical del año.

Emma Stone es Mía y Ryan Gosling, “Seb”. Son dos jóvenes soñadores cuyos caminos se cruzan. Él, amante del jazz; ella, de la actuación. “Seb” es un excelente pianista que infunde en Mía la necesidad de mostrar por sí misma su talento. Mientras crecen sus expectativas como artistas, viven una relación única en la que logran complementarse y confiar uno en el otro. Cuando el éxito toca a sus puertas, el amor se pone a prueba, pero tal vez, se convierte en un imposible.

El film se refiere a no abandonar tus metas, eso que soñaste con todas tus fuerzas. El conflicto es todo lo que puedes perder por lograrlas. Sueños realizados que pagan un precio parecen ser la clave de esta encantadora película, tan fascinante como exquisita en todo sentido, atravesada por la música, película que rinde homenajes mínimos a grandes films como “Casablanca”, “Rebelde sin causa” y “Cantando bajo la lluvia”. Aunque mucho se ha hablado del oportunismo o de la conveniencia de estas alusiones. Seguramente a Damien Chazelle, el director, no le hagan mella tales críticas ya que “La La Land” ganó 7 Golden Globes, lo cual ya es histórico. No hay ninguna otra producción con tantos premios de la Asociación de Prensa Extranjera de Hollywood. Ganó en mejores actores, para sus protagonistas Ryan Gosling y Emma Stone; como Mejor Película Comedia o Musical; Mejor Banda Sonara; Mejor Canción por el tema “City of Stars” de Justin Hurwitz; Mejor Director y Mejor Guión. Como si esto fuera poco, cuenta con 14 nominaciones a los Oscar 2017, empatando con "Titanic" y "Eva al desnudo”. La película fue ovacionada en La Mostra de Venecia y ganó el Premio del Público en el Festival de Toronto.

Justin Hurwitz, el autor de la banda sonora, realizó mil novecientos demos de piano durante el largo proceso de realización de las canciones. La secuencia musical de "A Lovely Night" fue extremadamente difícil de grabar porque el director quería hacerlo a la hora del ángelus. Es cuando Mía y "Seb" se descubren y ella brilla con su elegante vestido amarillo, vestuario creado por Mary Zophres, que considero, es grandioso. Una verdadera obra de arte. Los vestidos de Mía son lujosos y elegantes, pero sencillos al mismo tiempo. Son retro y recorren los 50, los 60 y los 70. Las tonalidades van variando y para la escena final, se guarda un vestido de color negro que condice con el significado del cambio que sufre la historia.

El director se ha inspirado en varios musicales para armar su película: Singin in the Rain (1952), Top Hat (1935), An American in Paris (1951), The Umbrellas of Cherbourg (1964), Swing Time (1936), The Band Wagon (1953) y The Young Girls of Rochefort (1967).

El número musical en el atasco de Los Ángeles que arranca con una bonita canción “Another Day of Sun”, estuvo a punto de ser eliminado hasta que Chazelle notó que esa escena inicial situaba al espectador en el musical. Se filmó con muy altas temperaturas.

Que Stone y Gosling sean sus protagonistas ha sido la elección de mayor acierto, ambos tienen mucha química y parecen haber nacido para sus papeles. Sin embargo, originalmente, Miles Teller iba a interpretar el papel de "Seb" y Emma Watson el de "Mía".

Según trascendió, Gosling ya sabía tocar el piano, pero tuvo que practicar intensivamente durante tres meses. Esto intensificó la magia, ya que las tomas son del actor y no de otro artista en el piano. Emma Stone interpretó en vivo la canción que canta en su audición en el último cuarto de la película. Fue una libre interpretación, lo cual le agregó un plus a su personaje, muy logrado, tanto como el de su compañero.

El film costó 30 millones de dólares. No sé cuánto se haya llevado en recaudación. La gente le escapa al género musical, pero en este caso, hay una dosis perfecta en el empleo de canciones. “La La Land” suena muy bien y se ve muy bien. Contempla todos los aspectos artísticos necesarios para estar muy bien posicionada entre las favoritas de Hollywood.

Definitivamente modo…

Dejanos tu comentario

¿Un mensaje, un comentario?

moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Su mensaje

Para crear párrafos, deje simplemente líneas vacías.

Facebook