11 C
Salta
martes, septiembre 29, 2020

“Paco no, Ramón y Pipa sí”. Sobre el crimen de Crosti y algo más…

Notas más leídas

El horror de Facebook

Con mucha resistencia y miedo a lo nuevo (neofobia: se refiere al miedo irracional, anormal y persistente hacia algo nuevo).

Teatro del desencanto en dos obras salteñas

Ninfa, de corte experimental, estrenada el 3 de marzo por el grupo Kurlis Garlan recuerda a esa suerte de nihilismo en la que el hombre es un puente, la producción de un movimiento circular que no conduce a ninguna meta más que a la superación por la superación misma. Globo, estrenada en la misma sala el 4 por el Grupo Santa Rita de Rosario de Lerma, produce ese aire de frivolidad ante la muerte pero deja una luz de esperanza hacia el sentimiento del amor. Aquí, un breve comentario crítico y reflexivo del teatro que se ve en Salta apenas inicia el año, una manera de pintar la humanidad presa de falta de valores. El próximo fin de semana, los salteños podrán asistir a ambas obras en la Sala Mecano de Casa de la Cultura y sacar sus propias conclusiones

Salta llora la muerte de un Gran Hombre: se fue Jorge Oliver

Su partida es un golpe al alma. Minutos antes de la medianoche de esta extraña primavera, se...

La Felicidad. Cuento de María Teresa Andruetto

Buscamos la felicidad sin saber dónde está, como los borrachos buscan su casa, sabiendo que tienen una. Voltaire La felicidad se...

El asesinato de uno de los de Los lágrima causó impacto en la zona oeste. Fue en Puerto Argentino, que queda pasando San Silvestre y Roberto Romero, donde era la loma. Salta 21 dialogó con jóvenes de zona oeste sobre la droga, el asesinato y las patotas.

Jorge “Crosti” Fernández (23) murió en la madrugada del domingo 31 de agosto de 2008, según los vecinos “pasada la medianoche del sábado”. El atacante fue Alberto “Campito” Pastrana (20), acusado de haber asestado una puñalada en el corazón de la víctima. Algunos vecinos sostienen que Crosti estaba sobre Campito y fue entonces que apareció el puñal en la escena. Hay otros involucrados, aparentemente de la misma patota: Roberto D. Moya, Carlos H. Medina y Emmanuel Fernando Rodríguez.

A continuación, el diálogo con diferentes jóvenes de distintas edades, las voces aparecen sin nombre. En algunas preguntas, las respuetas se dan desde voces diferentes.

¿Por qué le decían Crosti?

– Porque parecía un payaso…

– Porque tenía rulitos y era gordo…

¿Cómo se sintió la muerte de “Crosti”?

– Cayó mal porque era de la misma “ranchada” de “Campito”.

– Amenazaron a la madre de Campito (Gladis Ester Catacata) y le apedrearon la casa.

– No va a pasar nada porque anda la cana en la zona.

¿Eran amigos?

– Eran de la misma patota pero se tenían bronca.

¿Cuáles son los motivos de una bronca?

– Las zapatillas, la cerveza y la novia. Eso entre ellos.

Los lágrima se tienen bronca con otras villas: con Palmeritas, con Olivos… cuidan el territorio. No se puede pasar por ese lugar si hay bronca.

¿Si vos pasás te tiran la bronca?

– No. Yo los saludo como si nada. Paso por al lado y no me hacen nada.

– No tenés que mirarlos mal. Se ofenden por una mirada. Eso pasa cuando están drogados. Cualquier cosa es motivo de bronca.

– Después de muertos son todos buenitos.

¿Vos sos de alguna patota o de alguna tribu o de algún grupo?

– No porque te marcan y después no podés andar por ningún lado.

¿Vos?

– Patotas hay en todos lados. En Tres Cerritos y aquí. Pero son unos giles. No, no ando en esas cosas…

¿Te gustan los Emos? Bueno… son burgueses…

Son maricones. Y la televisión exagera todo.

Uds., ¿qué piensan?

– Son ridículos. Se pintan como mujeres.

¿Crosti miraba a la novia de Campito?

– Se drogaban, se tomaban y se peleaban por las zapatillas, por la cerveza y por la novia de Campito pero ella era sólo de él.

– Campito tiene varios hermanos, son cinco varones. Él ya tenía bronca porque Crosti le pegó al hermano que le dicen Sonsera.

¿Qué quiere decir Los lágrima?

– Se hacen ese tatuaje porque tienen una pena que mostrar. Campito tenía dos lágrimas- creo. Van en el ojo izquierdo.

– La lágrima de color verde es por la madre, la negra es una pena grande como la muerte y la roja es por amor.

¿Cuántos son?

– No muchos, poco más de 20.

– Son unos giles.

¿Se drogan con Paco?

– No, eso es muy berreta. Con Ramón.

¿Qué es un Ramón?

– Uh! Eso es de hace rato ya, es marihuana. También se dan con pipa.

– Pero con un Ramón te rescatás, se puede dejar.

¿Cuánto sale?

– Cualquiera sale $ 5 y la venden en bolsita.

¿Dónde?

– En todos lados.

Si voy a un almacén, ¿me dan?

-No, en las esquinas donde están los changos.

¿Las patotas venden?

– No solamente. Venden otros también. Conozco una señora que ahora anda en remis, antes en bici. La droga te deja plata, se gana bien.

– La pipa te revienta el cerebro. Te consume. Andan chupados. El Ramón no te hace nada. Pero una cosa pide la otra.

– Para comprar tenés que ser de la zona, tenés que seguir el movimiento. Si vas y no te reconocen piensan que puede ser una cama y no te venden.

– Tenés que saber el código, hablar el lenguaje.

¿Qué es una pipa?

– Una pipa es pasta base, viene en bolsita. Agarrás un caño y le ponés virulana.

¿Por qué la virulana?

– Tiene más efecto, es más fuerte.

– Para pipear se siente más con virulana, se quema mejor.

¿Y con cerveza se atontan tanto?

– Le ponen ceniza o droga. Rocían el vaso con droga, con pasta base o con ribotril.

– Eso se hace en los boliches también. Meten pastillas y ribotril a la cerveza, meten droga por eso se pasan de rosca.

¿Campito trabajaba?

– Qué va a trabajar…

– El que se droga no trabaja, roba.

¿Dónde?

– Donde sea. En el Grand Bourg, a los vecinos, algunos roban en su propia casa y eso es cuando ya están perdidos.

¿Y Crosti tampoco trabajaba?

– Él sí. Tenía dos hijitas.

¿Tenía mujer entonces?

– Si pero se llevaban mal.

– Le pegaba en todos lados.

¿Cómo?

– La agarraba de los pelos.

¿Por qué?

– Porque sí.

¿Y cómo está esa familia?

– Las nenitas están muy mal, andaban llorando.

A Campito le irá mal porque está acusado de matar a Crosti…

– Cárceles eran las de antes. Tengo dos amigos que mataron a un viejo por una bicicleta, les dieron 10 años y a los 8 ya andaban en la calle; de siete a siete salían, con libertad condicional. Quieren volver porque la calle está más dura que la cárcel. En la cárcel tienen de todo: leen, estudian, trabajan, comen dos veces, hacen gimnasia y tienen mujer.

– Yo tengo un amigo que no quiere tener ningún problema porque él no quiere volver. No mató a nadie, robó nada más. Y adentro no la pasaba bien, tenés que saber defenderte.

Quizá para dos hombres que matan a alguien la visión del castigo es menor porque la pasan mejor de lo que creían

– Si. Pero es una mini ciudad. Además los más pesados están separados. Consiguen droga. La cana sabe bien, y si alguien pasa droga “paga”, hace un arreglo y listo. Los menores no se revisan y bueno… pueden pasar como no…

Notas relacionadas:

https://www.salta21.com/spip.php?article599&var_mode=calcul La decadencia Darks, el auge Floggers y la génesis de los Emos

https://www.salta21.com/spip.php?article302&var_mode=calcul El paco, la droga callejera

Comentar la nota

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -

Últimos Artículos

Sáenz y un cuestionado nombramiento

Circula en los WhatsApp una designación del gobernador de Salta Sáenz nombró a la que sería novia de su...

Se fue el Profesor Eduardo Raspi, un “héroe” para muchos de sus estudiantes y colegas

Hoy se supo la triste noticia. El profesor estaba internado y su familia solicitaba plasma. Salta 21 se suma a las condolencias...

El Ministro Esteban pidió a De la Arena, gerente de Hemosalta, que se rectifique por cobrar plasma

Pedir que rectifique el cobro del plasma es insuficiente. Es una acción muy liviana. El Dr Esteban debe solicitar acciones legales contra...

Necesitamos proteger la mitad del planeta

Áreas con diferentes grados de protección y en verde áreas que necesitan protegerse Un grupo de científicos están investigando...

Salta llora la muerte de un Gran Hombre: se fue Jorge Oliver

Su partida es un golpe al alma. Minutos antes de la medianoche de esta extraña primavera, se...