11 C
Salta
jueves, octubre 29, 2020

La desocupación de egresados universitarios en Salta

Notas más leídas

33 dudas sobre la muerte de Néstor Kirchner

Llama poderosamente la atención que el mismo funcionario que ideó el desfile del Bicentenario estuvo a cargo de la necrofílica conmemoración pública que se organizó en torno al sepelio de Néstor Kirchner. Cámaras satelitales, estudiada coreografía circular, algunas de las claves que hicieron de las exequias del ex presidente un evento de primer nivel

El horror de Facebook

Con mucha resistencia y miedo a lo nuevo (neofobia: se refiere al miedo irracional, anormal y persistente hacia algo nuevo).

Teatro del desencanto en dos obras salteñas

Ninfa, de corte experimental, estrenada el 3 de marzo por el grupo Kurlis Garlan recuerda a esa suerte de nihilismo en la que el hombre es un puente, la producción de un movimiento circular que no conduce a ninguna meta más que a la superación por la superación misma. Globo, estrenada en la misma sala el 4 por el Grupo Santa Rita de Rosario de Lerma, produce ese aire de frivolidad ante la muerte pero deja una luz de esperanza hacia el sentimiento del amor. Aquí, un breve comentario crítico y reflexivo del teatro que se ve en Salta apenas inicia el año, una manera de pintar la humanidad presa de falta de valores. El próximo fin de semana, los salteños podrán asistir a ambas obras en la Sala Mecano de Casa de la Cultura y sacar sus propias conclusiones

SARSCoV2 y VIH : Una analogía

Creo que la crisis COVID19 ha superado el guión de la mejor de las películas de terror. Una población...

¿Existen estadísticas en nuestra provincia sobre la desocupación entre los jóvenes profesionales durante los primeros años posteriores a su egreso de las distintas carreras universitarias?

Día a día tomamos conocimiento de estas frustrantes situaciones que se producen, doblemente difíciles por cuanto aquel que ha estudiado ha invertido tiempo, esfuerzo, sueños, ha dejado de percibir ingresos, ha sacrificado dinero, le ha robado horas al sueño o a la diversión en los años de su juventud.

En una cultura del trabajo normal, eso sería suficiente para brindar
perspectivas laborales más que favorables, trátese de la profesión que
sea, brindaría la perspectiva de construir un proyecto de vida normal. Sin
embargo, si no sucede así, si luego de muchos años en las aulas, los
jóvenes deben resignarse a otros tantos años golpeando puertas para
acceder a un trabajo digno, o aceptando labores totalmente diferentes a
aquellas para las que se perfeccionaron en la Universidad, es porque algo
está andando mal.

Es cierto que algunas Universidades han creado bolsas de empleo para contener a sus egresados, pero son iniciativas de algunas Casas de Altos Estudios en particular, que no contemplan el panorama general de la situación de los jóvenes egresados. ¿Qué se hace desde el gobierno para revertir esta situación? Propongo desde aquí a las autoridades que se ocupan de la problemática de la Juventud en nuestra provincia que se realicen estudios estadísticos segmentados por carreras, y en base a ellos se cree una bolsa de trabajo administrada desde el propio Estado, que tenga por objetivo conectar al egresado con su primer empleo, asegurándose que el mismo sea acorde a las competencias adquiridas en su formación, y conforme a las normativas legales que rigen la actividad de la cual se trate.

Esto permitirá a la comunidad aprovechar el enorme potencial de sus
egresados universitarios, y a los jóvenes contar con un campo delineado
para que puedan trazar su proyecto de vida de un modo normal. No se trata
de regalar nada, sino de brindar las oportunidades, la plataforma mínima
indispensable, para que cada cual, en base a su esfuerzo, constancia y
audacia, construya.

Es una gran oportunidad de comenzar a transformar nuestra provincia, recuperando la cultura del esfuerzo, y profesionalizando todas las actividades, aún las que hoy se desarrollan de manera intuitiva, en consonancia con la incipiente industrialización que está comenzando a experimentar Salta. Con una iniciativa de este tipo, todos ganamos.

– Pablo José Funoll

DNI 28050799

1 COMENTARIO

  1. La desocupación de egresados universitarios en Salta
    El manipuleo de personas es inmoral y el drama de los egresados desocupados, se debe, esencialmente, a èso: la manipulaciòn que, sobre la universidad y sus estudiantes, han ejercido los partidos polìticos, tanto de derecha como de izquierda. Es notable còmo, los punteros politicos de partidos de la extrema derecha, como el radical y los grupùsculos de extrema izquierda, han confluìdo en una estrategìa de dominaciòn y control del àmbito universitario argentino. Han coincidido en sus objetivos y tambièn en sus mètodos de cooptaciòn de estudiantes y docentes. El PJ ha causado mucho daño a la Argentina, pero, casi no tiene presencia en las universidades. En consecuencia, el desastre universitario se debe casi enteramente a la Uniòn Cìvica Radical y su rama patoterìl: Franja Morada. Decìa que, en la universidad, izquierda y derecha han pactado estratègias similares con el objetivo de ganar votos. El fundamento de su estratègia ha sido el uso indebido de lo que fue en su tiempo una conquista social: la Autonomìa Universitaria. La han entendido como la vìa ideal para alcanzar objetivos polìticos sin intromisiòn del Estado. En realidad, el Estado ha permitido la Autonomìa para mantener distraìdos a radicales y izquierdistas por igual. Mientras ellos se solazaban con la Autonomìa, el Estado ha aprovechado la volteada y a hecho dejaciòn de casi todas sus obligaciones en relaciòn con la enseñanza universitaria. Decìa que es notable como, a fin de mantenerse dentro y repartirse los votos derechistas e izquierdistas recurrieròn a similares estratègias. Èstas consisten, esencialmente, en deslumbrar al estudiantado con sloganes como: “Autonomìa” por sobre todas las cosas, “Ingreso Irrestrìcto” y “Gratuìdad”, conquistas que, supuestamente, habìan tenido lugar en los paìses socialistas. Eso no es cierto, nunca hubo nada de eso en ninguno de los paises socialistas. Empezemos por el Ingreso. Nunca fue “Irrestrìcto”. El Estado estableciò cupos para cada facultad y no entraba ni un estudiante mas que el permitido por el cupo. Por otra parte, para ingresar a las universidades debìa vencerse un rigurosìmo examen de ingreso. Este examen se podìa repetir sòlo una vez màs. El que no entraba esta segunda vez, perdìa el derecho a seguir estudios universitarios. Al principio, cuando se hicieròn con el poder, los comunistas decidieròn que necesitaban de una nueva clase de “Sano Orìgen Proletario” y establecieròn dràsticas limitaciones al ingreso de los hijos de lo que quedò de las clases media y alta. Es notable como comunistas y curas coìnciden en tantas cosas; por ejemplo en su creencia de la existencia del “Pecado Orìginal” . El hecho de que se favoreciera la entrada de hijos de obreros, no quiere decir que estos podìan eludir el examen de ingreso. Al cabo de unos pocos años, la discriminaciòn en contra de los hijos de burgueses se eliminò y entraba a la universidad el que podìa, pobre o rico. Despues se formò una “Nueva Clase”, pero que tenìa poco de “sano” y ninguna de las supuestas virtudes de la clase proletaria. En cuanto a la “Gratuìdad”, es cierto, no se pagaba matrìcula, pero, al finalizar, todos los egresados estaban obligados a trabajar donde los mandaba el Estado por 3 años. O sea, no se pagaba a la entrada, pero sì a la salida. En cuanto a “Autonomìa”, ni hablar de ella. Habìa una cierta libertad de càtedra, pero sin mucho margen, nadie se podìa abatir del orden establecido. Ahora, el ingreso era difìcil, pero, en cambio, se graduaba, pràcticamente, el 100% de los ingresantes y en los 5 años justos que duraba la carrera. Aquì hay facultades donde se gradùa sòlo el 2% de los ingresantes. Extrañamente, los comunistas tenìan en cuenta las leyes del “Mercado”, por lo menos del mercado laboral, mas que los propios capitalistas. En efecto, el cupo tenìa por objeto regular y mantener siempre el equilibrio entre demanda y oferta laborales. Eso porquè, sabìdo es, que la ley de la oferta y la demanda vale tambièn para el emplèo. Aqui, usando la Autonomìa como escudo, se han creado carreras a gusto y piacere de algunos de los docentes y sin la màs mìnima consideraciòn por las posiblidades reales de salida laboral para sus egresados. Asì se han aparecido las carreras de Periodismo, Ingenierìa en Recursos Naturales, Fìsica y una Licenciatura en Energìas Renovables cuya, pràcticamente, ùnica fuente de emplèo deberà ser la propia facultad. Asì pues, en estas condiciones, los deseos del señor Funoll nunca se cumpliràn.

Comentar la nota

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -

Últimos Artículos

La carta completa de Cristina Kirchner

En una carta abierta, Cristina Kirchner pidió un "acuerdo entre todos los sectores" ante una economía "bimonetaria". Fuente: LA...

SARSCoV2 y VIH : Una analogía

Creo que la crisis COVID19 ha superado el guión de la mejor de las películas de terror. Una población...

Fortalecer los sistemas de áreas protegidas ante la crisis ambiental

Recordemos que representantes gubernamentales, expertos, comunidades,  pueblos indígenas, Guardaparques y ONGs ambientalistas de los 33 países de América Latina y el Caribe acordaron...

En busca de una Escuela inteligente

“Nunca viene mal argumentar por qué son tan importantes para el ser humano, lo que no quiere decir que todas sean maravillosas,...

El pequeño de Martín

No me extraña que Martín Grande quiera ver sangre docente, cadáveres de educadores para que, en las líneas de su pobre manifiesto,...