6 C
Salta
lunes, septiembre 21, 2020

Sábat, arte al servicio del poder

Notas más leídas

El horror de Facebook

Con mucha resistencia y miedo a lo nuevo (neofobia: se refiere al miedo irracional, anormal y persistente hacia algo nuevo).

La noche de los lápices, ¿41 años de un mito?

La Argentina necesita esclarecimiento, verdad, justicia, historia y memoria. Pero verdaderas. Emilce Moler, sobreviviente de "La Noche de los Lápices" fue secuestrada, torturada y liberada durante la última dictadura militar. Escribe el diario Crónica que junto a los otros jóvenes que hoy siguen desaparecidos, participó de las movilizaciones por el boleto estudiantil. "Los lápices, esta vez, escriben ¿dónde está Santiago Maldonado?", concluyó Moler. Sin embargo, ya en 2010, El Pregón se refería a "la corrupción moral que recorre la República Argentina desde que la progresía, las derechas y las instituciones esenciales del Estado se rindieron políticamente a la ofensiva mediática de una izquierda decidida a borrar de la Historia sus crímenes, se podría seleccionar, por su especial carga de cinismo y manipulación, el caso conocido como 'la noche de los lápices'.

Cataratas de denuncias al Director de los Cementerios de la Sta. Cruz y Pádua (Salta): malas formas con los vivos y con los muertos

A un hombre lo discriminó por su elección sexual: "calláte putito"- le dijo, como consta en la denuncia que adjuntamos, y...

La respuesta de la Fundación “Respirar” te deja sin aire

Hay un audio que se viralizó en Salta en el que te pasan un teléfono de la Fundación para que solicités el...

– Dibujos que son editoriales

Hace años que los enemigos de las Madres insisten en decir que sus planteos y posiciones son resueltos por fuera de su propia organización. Que otros, que son sus “dueños”, las llevan con correa a dar la vuelta a la manzana, como amos con mascotas.

Aquel que alguna vez dibujó al general Videla sonriente, vestido con imprecisa ropa, que en cualquier caso no era de fajina, con la evidente intención de aparentar cualidades civiles en un dictador de facto, sin gorra militar, y que como todo gesto sólo le levantaba ambos dedos pulgares a un Diego Maradona melenudo, triunfador, que parecía estar cabalgando tras la final del Campeonato Mundial Juvenil de Japón, en 1979, mientras la Comisión de Derechos Humanos de la OEA recibía en Buenos Aires las denuncias de los familiares de desaparecidos; no desentona si 31 años después dibuja a Hebe de Bonafini con su pañuelo blanco, sujetada al cuello por un collar, cual perro rabioso que, con esfuerzo, pareciera querer dominar la presidenta Cristina Fernández.

Una imperdible línea de conducta, una fina coherencia, una manera de entender la ética y el compromiso profesional, un modo muy utilitario de honrar la moral pública, unen ambos comentarios editoriales, expresados a través del sutil soporte artístico.

Al fin de cuentas, cada cual piensa como quiere y come de la mano que mejor le sirve el plato. No es nuevo, después de todo.

La creación de eficaces canales de transmisión ideológica ha sido una demanda constante del poder, desde tiempos inmemoriales.

De Hermenegildo Sábat se trata. El mismo que en plena disputa política entre las patronales rurales y el gobierno nacional, conflicto que inauguró la saga destituyente en el último tramo del presente proceso político, dibujó en el diario Clarín a la actual mandataria argentina con la boca cruzada por una cruz de color rojo.

El matutino del hombre que toca la cornetita tiene a Van der Kooy, a Kirschbaum y a Sábat.

El control monopólico del insumo básico para la producción de diarios. Jueces amigos. Un fuero propio, el cautelar. Una oposición legislativa bajo estricto comando, tiene. Las Madres, apenas la Plaza. Y el ejemplo de sus hijos. Es demasiada ventaja.

Desafortunadamente, Sábat ha vuelto a trasponer un límite. Ético y político. Cierta intelectualidad bien pensante se había molestado cuando la presidenta de la Nación objetó en público, ante miles de personas, en Plaza de Mayo, aquella caricatura que Cristina tildó de mensaje cuasimafioso.

¿Qué dirán ahora que Sábat ha injuriado a la presidenta de la entidad de Derechos Humanos más emblemática de la lucha antidictatorial, y que, muy a pesar de Hermenegildo, resulta ser la síntesis más elevada de la conciencia democrática y resistente, pacífica y no por eso sumisa, a la que ha arribado nuestro pueblo?

Los artistas tampoco tienen coronita. Como los jueces de la Corte, son pasibles de críticas, objeciones y marchas en su contra.

¿Saldrá Clarín a decir que al hacerlo se estaría violando “la independencia” de los dibujantes?

¿Un flagrante atentado a la intangilidad artística, a la división de poderes, a la libertad de expresión?

El dibujo en cuestión fue publicado por el diario Clarín en su edición del domingo 3 de octubre, y el matutino lo replicó en su versión digital del martes 5. Raro. No suele pasar. En Internet Clarín ilustra con una foto y ya. Con Hebe eso no alcanza. Evidentemente, una caricatura les resulta efectiva. Les ahorra palabras a sus comentaristas. Felicitaciones, Sábat. Considérese ascendido a editorialista en jefe. Un Julio Blanck, casi.

Hace años que los enemigos de las Madres insisten en decir que sus planteos y posiciones son resueltos por fuera de su propia organización. Que otros, que son sus “dueños”, las llevan con correa a dar la vuelta a la manzana, como amos con mascotas.

Primero las llamaron “locas”.

“¿Quién las financia?”, se preguntaron, a su turno, Videla, Alfonsín y Menem.

Luego, intentaron brevemente incluirlas al sistema por el lado del sentimentalismo: “pobres Madres”, “están doloridas”, “comprendemos su angustia”. No fue suficiente. Por sus “excesos” y “desmesuras” impropias para la democracia vigilada que tuvimos hasta 2003, les echaron la culpa al comunismo internacional, al terrorismo internacional, al trotskismo internacional. Ahora, a Kirchner.

¿Cuándo las tomarán debidamente en serio?

¿O es que, precisamente, por tomárselas demasiado en serio, las presentan de ese modo, indignante, y bastardeadas?

Por lo demás, ¿cómo dibujaría Hermenegildo a Magnetto?

¿De qué manera resolvería estéticamente sus ojos penetrantes, su sonrisa vengadora, esa mirada como de pantera en celo y encerrada, que Lidia Papaleo no puede olvidarse todavía y la persigue cada noche antes de irse a dormir?

¿Y a Ernestina Herrera viuda de Noble? ¿Con dos niñitos adentro de la cartera y la mirada desviada hacia otro lugar, haciéndose la distraída, con alas de santo como las que dibujó a Gardel, acaso?

¿Qué collar de ahorque ata a Sábat al clan Clarín? ¿El dinero será?

– Por Demetrio Iramain – Tiempo Argentino – 10 de octubre de 2010

Comentar la nota

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -

Últimos Artículos

Docentes autoconvocados de Salta se solidarizan con los de Orán

Compañeros DocentesAcorde a los decidido en la última Asamblea de Docentes Autoconvocados del Departamento Capital, lanzamos la colecta para Constituir un Fondo...

Salta a fase 1: los exceptuados según Nación

A continuación la lista de trabajos exceptuados de cumplir el aislamiento social, preventivo y obligatorio.  1. Personal de Salud,...

Los incendiarios provocan intencionalmente los fuegos

Por: Prof. Norberto Ovando* y Gpque. Adalberto D. Álvarez** Cerca de15.000 focos, que según el Servicio Nacional de Manejo...

“El mundo es irrisorio por donde se lo mire”

Liliana Díaz Mindurry nació el 28 de junio de 1953 en Buenos Aires, ciudad donde reside, capital de la República Argentina. Es...

Conversando con Paloma Herrera” por la plataforma de zoom

La prestigiosa bailarina Paloma Herrera brindará una charla virtual por Zoom, destinada a estudiantes avanzados de danza clásica de la provincia de Salta....