20 C
Salta
lunes, septiembre 28, 2020

SICA y Actores: marchamos juntos el 24 de marzo

Notas más leídas

Salta llora la muerte de un Gran Hombre: se fue Jorge Oliver

Su partida es un golpe al alma. Minutos antes de la medianoche de esta extraña primavera, se...

El horror de Facebook

Con mucha resistencia y miedo a lo nuevo (neofobia: se refiere al miedo irracional, anormal y persistente hacia algo nuevo).

Teatro del desencanto en dos obras salteñas

Ninfa, de corte experimental, estrenada el 3 de marzo por el grupo Kurlis Garlan recuerda a esa suerte de nihilismo en la que el hombre es un puente, la producción de un movimiento circular que no conduce a ninguna meta más que a la superación por la superación misma. Globo, estrenada en la misma sala el 4 por el Grupo Santa Rita de Rosario de Lerma, produce ese aire de frivolidad ante la muerte pero deja una luz de esperanza hacia el sentimiento del amor. Aquí, un breve comentario crítico y reflexivo del teatro que se ve en Salta apenas inicia el año, una manera de pintar la humanidad presa de falta de valores. El próximo fin de semana, los salteños podrán asistir a ambas obras en la Sala Mecano de Casa de la Cultura y sacar sus propias conclusiones

“El mundo es irrisorio por donde se lo mire”

Liliana Díaz Mindurry nació el 28 de junio de 1953 en Buenos Aires, ciudad donde reside, capital de la República Argentina. Es...

El 24 de marzo de 1976, al amparo de la DOCTRINA DE LA SEGURIDAD NACIONAL, se produjo un golpe de estado en la Argentina. La mala gestión de gobierno, la inestabilidad económica, la violencia social y el desorden que provocaba la “subversión de los valores” sobre los que –supuestamente– se sostenía nuestra identidad como Nación, fueron las causas esgrimidas por militares facciosos y apoyadas por algunos políticos, ciertos intelectuales, “fuerzas vivas”, diferentes cúpulas eclesiásticas y –por supuesto– algunas empresas periodísticas. A partir del 24 de marzo de 1976 se instauró en nuestro país un régimen que: perfeccionó la destrucción del aparato productivo; transformó al estado en una tristemente eficaz máquina de matar; intentó destruir la cultura nacional entregándonos al imperio; y, con la excusa de la defensa de la sacralidad de la propiedad privada y de las leyes del libre mercado, se adueñó de vidas y haciendas de los argentinos, destruyó el poco prestigio que podía quedarle a nuestras Fuerzas Armadas al transformarlas en una banda de asesinos, ladrones, violadores y secuestradores, y –cual cereza de la torta– nos arrojó a una guerra absurda.

Pero esto no comenzó el 24 de marzo de 1976. No fue ésa la primera vez que algunos sectores de la sociedad se alzaron en contra de un gobierno constitucional. Esto fue la continuidad de un sistemático trabajo que ya había acontecido en el ’30, en el ’55, en el ’66. ¡Si hasta coinciden los nombres propios de los asesinos, de sus cómplices y de sus instituciones de pertenencia!

Ellos siempre dijeron traer ORDEN y SEGURIDAD; ellos se jactaban de su MANO DURA, y sus cómplices los apoyaron sobre la base de que “nada podía ser peor que lo que había”. Treinta mil desaparecidos, un aparato productivo destruido, una guerra perdida, cientos de exilados… Sí, fue mucho peor que lo que había.

Los cómplices (por acción u omisión) deberían haber recordado que los gobiernos dictatoriales (todos) fueron mucho peores que el peor de los gobiernos constitucionales. Lo fueron en el ’30, en el ’55, en el ’66. Y también deberían haber tenido presente que a ningún gobierno constitucional se lo derrocó por lo que había hecho mal. Siempre se lo derrocó por lo que había hecho bien. Ya fuese la Ley de alquileres, el Estatuto del peón de Campo o la Constitución del ‘49, la voluntad de dar elecciones libres, la Ley Oñativia o la nacionalización de las bocas de expendio de productos derivados del petróleo.

Sólo veinticinco años habían pasado desde el ’30 al ’55. Once entre el ’55 y el ’66, y nada más que diez entre el ’66 y el ’76. Fueron los mismos, los mismos asesinos y los mismos cómplices; nombre más, nombre menos. Y, las víctimas: también las mismas; trabajadores, militantes, curas y monjas comprometidos con la palabra de Cristo, artistas, periodistas, estudiantes, profesionales, amas de casa. Algunos de ellos eran actores y actrices, otros cineastas o artistas laburantes de esos a los que los “patrones” llaman: “técnicos”; y todos, absolutamente todos, eran compañeros y compañeras.

Hoy a treinta y tres años de aquella nefasta fecha, ejercitemos la memoria. Vuelven las mismas voces reclamando ORDEN y MANO DURA. Algunos políticos, ciertos intelectuales, “fuerzas vivas”, diferentes cúpulas eclesiásticas y –por supuesto– algunas empresas periodísticas, son voceros de los que critican la vigencia de los derechos humanos, los intentos de re–distribución de la riqueza y la plena posibilidad de todos a expresar nuestras opiniones por los medios de comunicación.

Por todo eso y por nuestros treinta mil hermanos y hermanas “detenidos desaparecidos” vamos a marchar juntos con nuestros compañeros trabajadores.

Nos reunimos en Alsina 1762 para marchar hacia Plaza de Mayo.
Martes 24 de Marzo de 2009 a las 15.00

Convocan:

ASOCIACIÓN ARGENTINA DE ACTORES (Bs.As.)

SINDICATO DE LA INDUSTRIA CINEMATOGRÁFICA ARGENTINA

Comentar la nota

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -

Últimos Artículos

El Ministro Esteban pidió a De la Arena, gerente de Hemosalta, que se rectifique por cobrar plasma

Pedir que rectifique el cobro del plasma es insuficiente. Es una acción muy liviana. El Dr Esteban debe solicitar acciones legales contra...

Necesitamos proteger la mitad del planeta

Áreas con diferentes grados de protección y en verde áreas que necesitan protegerse Un grupo de científicos están investigando...

Salta llora la muerte de un Gran Hombre: se fue Jorge Oliver

Su partida es un golpe al alma. Minutos antes de la medianoche de esta extraña primavera, se...

Docentes autoconvocados de Salta se solidarizan con los de Orán

Compañeros DocentesAcorde a los decidido en la última Asamblea de Docentes Autoconvocados del Departamento Capital, lanzamos la colecta para Constituir un Fondo...

Salta a fase 1: los exceptuados según Nación

A continuación la lista de trabajos exceptuados de cumplir el aislamiento social, preventivo y obligatorio.  1. Personal de Salud,...