6 C
Salta
miércoles, septiembre 23, 2020

En Cafayate usan laderas de cerros como baños públicos

Notas más leídas

Salta llora la muerte de un Gran Hombre: se fue Jorge Oliver

Su partida es un golpe al alma. Minutos antes de la medianoche de esta extraña primavera, se...

La noche de los lápices, ¿41 años de un mito?

La Argentina necesita esclarecimiento, verdad, justicia, historia y memoria. Pero verdaderas. Emilce Moler, sobreviviente de "La Noche de los Lápices" fue secuestrada, torturada y liberada durante la última dictadura militar. Escribe el diario Crónica que junto a los otros jóvenes que hoy siguen desaparecidos, participó de las movilizaciones por el boleto estudiantil. "Los lápices, esta vez, escriben ¿dónde está Santiago Maldonado?", concluyó Moler. Sin embargo, ya en 2010, El Pregón se refería a "la corrupción moral que recorre la República Argentina desde que la progresía, las derechas y las instituciones esenciales del Estado se rindieron políticamente a la ofensiva mediática de una izquierda decidida a borrar de la Historia sus crímenes, se podría seleccionar, por su especial carga de cinismo y manipulación, el caso conocido como 'la noche de los lápices'.

El horror de Facebook

Con mucha resistencia y miedo a lo nuevo (neofobia: se refiere al miedo irracional, anormal y persistente hacia algo nuevo).

“El mundo es irrisorio por donde se lo mire”

Liliana Díaz Mindurry nació el 28 de junio de 1953 en Buenos Aires, ciudad donde reside, capital de la República Argentina. Es...

En la jornada del día viernes 13 del corriente, como es habitual, el diputado de Cafayate hace sus recorridos por el departamento para hacer relevamientos sobre necesidades de los vecinos, de esa manera diseña la agenda legislativa semana a semana. En esta ocasión, se dirigió a Barrio “La Esperanza” y se dio con un sinnúmero de problemas relacionados con necesidades básicas insatisfechas y relacionados con la salubridad pública, parece una ironía y hasta una paradoja de la vida: el eslogan oficial de la gestión de Urtubey es “haciendo realidad la Esperanza”, el barrio se denomina “La Esperanza” y los vecinos son los más desesperanzados de Cafayate.

Resulta que en el mencionado conglomerado poblacional y en zonas aledañas, la gente no cuenta con cloacas desde hace muchos años, por ende recurre al viejo sistema de letrinas que por estas horas está colapsado. Como consecuencia directa de ellos, los vecinos utilizan como baños públicos las laderas de los cerros cercanos a sus casas y deben soportar olores nauseabundos y someterse a una especie de humillación que por ejemplo el gobernador no pasa en “Finca Las Costas”, dado que utiliza sanitarios como cualquier persona en un lugar privado.

Los cafayateños que viven en el lugar citado anteriormente relataron al legislador lo siguiente: “Hace tiempo nos dijeron desde el gobierno que compremos el material entre todos y comenzarían de inmediato las obras. Los materiales están comprados y depositados a la intemperie, se están deteriorando progresivamente y nadie nos soluciona el problema, estamos viviendo como animales, tenemos muchísimos problemas y ahora se nos agrega este, tenemos que hacer nuestras necesidades al pie del cerro, aguantar olores y que nuestros hijos estén expuestos a enfermedades. Nadie se acercó a darnos una solución”. Este relato estuvo acompañado de un llanto que denotaba hartazgo y bronca de parte de una mujer que manifestó que Villanueva era el primero en concurrir al lugar.

Lo grave de todo esto es que se prometieron las soluciones desde la actual gestión e inclusive se presupuestaron las obras para la red cloacal de Barrio La Esperanza, el propio Villanueva manifiesta que receptaron su pedido en la comisión de obras públicas hace un año y desde el Grand Bourg hay silencio sobre el tema al igual que desde la municipalidad, existen zanjones y letrinas colapsadas que representan un peligro concreto para la vida de niños y ancianos.

Los ciudadanos de esta comunidad vecinal documentaron todo lo que relatan mediante fotografías, creen que se han aprovechado de ellos, se sienten estafados porque compraron materiales con ingresos propios y así no obtuvieron las obras de cloacas. Estos vecinos no fueron a pedir nada del otro mundo, incluso pagan sus impuestos regularmente, no deben tributos municipales y para el colmo están al día con sus cuentas en el Instituto Provincial de la Vivienda, que garantiza los servicios esenciales cada vez que se inaugura una solución habitacional.

Villanueva manifestó a los vecinos que hará los reclamos pertinentes para que desde la Secretaría de Asuntos Municipales de la Provincia y desde el Ministerio de Educación activen los procedimientos pertinentes para devolverle “la Esperanza” al barrio más desesperanzado de Cafayate, si ello no ocurre, se deberá dar intervención a la justicia.

Comentar la nota

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -

Últimos Artículos

Salta llora la muerte de un Gran Hombre: se fue Jorge Oliver

Su partida es un golpe al alma. Minutos antes de la medianoche de esta extraña primavera, se...

Docentes autoconvocados de Salta se solidarizan con los de Orán

Compañeros DocentesAcorde a los decidido en la última Asamblea de Docentes Autoconvocados del Departamento Capital, lanzamos la colecta para Constituir un Fondo...

Salta a fase 1: los exceptuados según Nación

A continuación la lista de trabajos exceptuados de cumplir el aislamiento social, preventivo y obligatorio.  1. Personal de Salud,...

Los incendiarios provocan intencionalmente los fuegos

Por: Prof. Norberto Ovando* y Gpque. Adalberto D. Álvarez** Cerca de15.000 focos, que según el Servicio Nacional de Manejo...

“El mundo es irrisorio por donde se lo mire”

Liliana Díaz Mindurry nació el 28 de junio de 1953 en Buenos Aires, ciudad donde reside, capital de la República Argentina. Es...