24.2 C
Salta
miércoles, diciembre 7, 2022

El Cordobazo: principio y fin de la “foca”

Notas más leídas

Podemos decir que el primer chispazo se inicia en Corrientes con el asesinato por la policía del estudiante Juan José Cabral con gran repercusión. Le siguen dos asesinatos más en Rosario de Santa Fe: el 18 de mayo del estudiante Adolfo Ramón Bello y el 21 el de Norberto Blanco. La represión deja un saldo de 20 muertos, entre ellos el obrero mecánico Máximo Mena de 27 años, cientos de heridos y detenidos, entre ellos los dirigentes sindicales Agustín Tosco, René Salamanca, Atilio López y Elpidio Torres. Esta es la Historia de un pueblo oprimido en busca de su liberación. No podrán borrar estas páginas de gloria.

“El Cordobazo es la expresión militante del más alto nivel
de la toma de conciencia de un pueblo
que se encuentra oprimido y quiere liberarse.”
Agustín Tosco. Junio de 1970

1969. Era el tercer año de la Dictadura de Onganía (que al igual a Lanusse –cinco años después- ocuparon la Casa de Gobierno) y ambos habían realizado en la España de Franco cursillos de cristiandad apoyados ideológicamente por el Opus Dei (red de tecnócratas ultraconservadores), cuando la paz social era mantenida a punta de bayoneta, nos encontramos con un mes de Mayo que –para algunos- les recuerda el Mayo Francés del año anterior (1968).

Podemos decir que el primer chispazo se inicia en Corrientes con el asesinato por la policía del estudiante Juan José Cabral con gran repercusión. Le siguen dos asesinatos más en Rosario de Santa Fe: el 18 de mayo del estudiante Adolfo Ramón Bello y el 21 el de Norberto Blanco. El día 23 el Barrio Clínicas es ocupado por los estudiantes. El movimiento obrero los apoya mediante comunicados y se unen en batallas campales y choques más graves con la policía. El estudiante Héctor Crusta es herido de un balazo por la policía. Se instalan Consejos de Guerra.

El día 26 de mayo el Movimiento Obrero de Córdoba resuelve un paro general de 37 horas a partir de las 11 del día 29 con abandono de tareas y movilizaciones de protesta. Se destacan el gremio de Luz y Fuerza, conducido por Agustín Tosco y el SMATA (automotriz). Los estudiantes apoyan las resoluciones obreras.

El día 29 de mayo, mientras “la foca” iniciaba la celebración del Día del Ejército, se producía el Cordobazo, parte del los movimientos de masas mundiales, como el Mayo Francés del 68, la Primavera de Praga del mismo año, el de los negros de Estados Unidos a mediados del 60 y tantos otros que cuestionaron (y cuestionan) la dominación capitalista.

La represión deja un saldo de 20 muertos, entre ellos el obrero mecánico Máximo Mena de 27 años, cientos de heridos y detenidos, entre ellos los dirigentes sindicales Agustín Tosco, René Salamanca, Atilio López y Elpidio Torres. Si bien las diferencias políticas eran grandes entre ellos, sobre todo entre Tosco y Torres, las bases empujaban a luchar contra la dictadura y unir fuerzas.

Con el apoyo de casi toda la población, la policía es desbordada, intervienen las tropas militares dirigidas por el General Carcagno pero la resistencia continuaba en el Barrio Clínicas y otros barrios hasta que las tropas dominan la situación y actúan los Consejos de Guerra. El régimen militar quedó golpeado porque después continuaron las luchas políticas y sociales, pero esa es otra historia.

El Cordobazo, como escribiera desde el penal de Rawson un año después Agustín Tosco, es la dignidad y el coraje de un pueblo que marcan una página en la historia argentina y latinoamericana que no se borrará jamás. En las fogatas callejeras arde el entreguismo, con la luz, el calor y la fuerza del trabajo y de la juventud, de jóvenes y viejos, de hombres y mujeres. Ese fuego, que es el de los principios, de las grandes aspiraciones populares, ya no se apagará jamás. Todos juntos, trabajadores, estudiantes, hombres de todas las ideologías, de todas las religiones, con nuestras diferencias lógicas, sepamos unirnos para construir una sociedad más justa, donde el hombre no sea el lobo del hombre, sino su compañero y hermano.

Es así como el Cordobazo unió a los obreros y estudiantes para enfrentar al régimen y tuvieron plena conciencia de conformar un frente común. Y es así también como ha sido el principio del fin de las dictaduras militares.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -spot_img

Últimos Artículos