2.3 C
Salta
jueves, agosto 11, 2022

Esclavo de las palabras ( A Juan Manuel Urtubey)

Notas más leídas

¿De qué modo Juan Manuel Urtubey hace realidad la esperanza? Avaló al actual Senador Nacional. ¿Qué hace por la educación? ¿Conspiración política o ineficiencia gubernamental? Palabras del hijo político de Juan Romero.

…”A las madres que ven a sus hijos que no pueden asistir a la escuela porque no encuentran docentes que puedan, a pesar del enorme esfuerzo, cumplir dignamente su tarea por sus bajos salarios. Vamos a resolver el problema docente y ese es un problema porque se ha escondido que en el justo reclamo salarial hay una conspiración política”…

Palabras textuales del gobernador Juan Urtubey

Hotel Provincial, Salta. 29/10/07.

Comienza el ciclo lectivo y nuevamente la docencia salteña se ve obligada a confrontar con el gobierno. Acostumbrados a la necedad del ex gobernador Romero, está dispuesta a llevar adelante su reclamo pese al “cambio” en la primera magistratura provincial, pues algunos medios locales creen que “90 días de gobierno no son suficientes como para tomar una decisión política con respecto a un tema tan delicado como educación”, de ese modo le otorgan un plazo de gracia a la novel administración, ya que consideran que la sociedad en su conjunto debe tolerar un lapso de inacción hasta que los funcionarios se aclimaten. Son pocos los medios que el año pasado abordaron el tema con profesionalismo y compromiso, fueron varios los que aprovecharon el calendario electoral para especular…

La educación pública fue la asignatura que en la anterior gestión quedó pendiente. La ineficacia, la oquedad y el desinterés de Juan Carlos Romero, no sólo no permitió la recomposición salarial histórica del docente, sino que causó el deterioro progresivo de la educación pública al punto tal de dejar caer la infraestructura de los establecimientos y provocar la migración de la clase media que apostaba a la escuela sostenida por el estado hacia el “Colegio Privado”.

El mandato romerista accionó permanentemente el aparato represivo estatal en detrimento de los guardapolvos blancos, el infausto episodio del 1º de abril de 2005, marcó un hito en lo que respecta a represión en épocas de democracia. Lo que asombra de lo expuesto, es que el actual gobernador asentía el accionar político que dañaba vilmente a los maestros y profesores, en definitiva a los alumnos; no se observó la mínima voluntad de parte del diputado nacional Urtubey, hoy paladín de la justicia, para componer la situación acuciante de esos días, no se supo de la existencia de un proyecto de declaración de su autoría para repudiar lo sucedido, raro en un diputado que se jactaba de laborioso y sagaz. Lo cierto es que la persona del gobernador no está comprometida cabalmente con la educación pública, lo demuestra en las negociaciones en el Grand Bourg donde hasta con proyectores quieren defender propuestas risibles que no responden a las necesidades actuales, lo demuestra al iniciar el período lectivo, como su antecesor, lejos de la Capital, donde es más factible una demostración de irritabilidad por parte de la sociedad que no comparte su política educativa.

Este modelo de regencia, debido a los movimientos intestinos de repartición de cargos y a la constante construcción de esquemas de poder ha olvidado el diseño de una política educativa, a esta altura ya tendría que haberse superado la discusión sobre emolumentos a percibir y haberse avanzado sobre los temas coyunturales que hacen a las Ciencias de la Educación: ¿por qué el desinterés por la lectura?; ¿por qué el fracaso escolar?; ¿ por qué la falta de capacidad de razonamiento de los alumnos?…

Estas preguntas se hacía Arminda Aberastury y nunca encontró respuestas del estado, aquél que tiene o debería tener un organismo que permanentemente monitoree los yerros y aciertos en materia educativa. Mientras no se solucione lo primordial, el conflicto por la remuneración de los recursos humanos, no se podrá avanzar sobre lo sustancial. Quizás el desinterés por jerarquizar la escuela pública tenga sus raíces en la construcción del poder, arriba mencionada, de determinados sujetos que conciben a la política como catalizadora de proyectos personales o sectoriales, nuevamente debemos recordar que el sistema instaurado en el año 1995 hasta hoy vigente, tiene como postulado principal no alterar la alienación del sentido común de los sectores populares, deben continuar en vigor los prejuicios: el pobre no estudia, no tiene derecho a la universidad… Esta obnubilación del sentido común resulta eficiente desde el momento en que nace un niño pobre, dado que se crea una cosmovisión justificadora de la desigualdad en la mente de sus padres.

Para desbrozar el camino de la educación pública el gobierno debe sincerarse, debe adoptar medidas urgentes, yo le doy algunas si quiere: gaste menos en propaganda oficial; envíe una ley a la legislatura para modificar partidas presupuestarias; decrete la emergencia presupuestaria y baje los sueldos de la administración pública; propóngale lo mismo a las Cámaras; recurra a la Reina Cristina, solicite fondos a la nación!!! Pero haga algo!!!…

No se sabe de qué modo Urtubey “hace realidad la esperanza”, parece ser que su concepción político – filosófica no comprende a la EDUCACIÓN PÚBLICA como pilar de la sociedad, no obstante fue su eje de campaña… Claro, da rédito, pues se juega con las “esperanzas” de la clase media que sociológicamente moviliza a los demás estamentos sociales para LA VICTORIA…

Este nuevo gabinete debe tomar conciencia de la gravedad del tópico y dejar de considerar como una astracanada al movimiento docente de Salta, si siguen en esta postura, confirmarán lo que siempre se supo pero por la desesperación de un cambio no se quiso tener en cuenta: …”ser joven no significa necesariamente representar una nueva política”… de hecho, y como van las cosas, estamos sumidos en la continuidad, maguer, claro, qué podemos esperar de quien fuera convencional constituyente provincial avalando un tercer período del ahora senador nacional… ¿qué podemos esperar de quien ya incumplió su primera promesa?

Juan Manuel Pizarro es salteño, futuro abogado, estudiante medalla de oro en el BIRSO ( Bachillerato Integral Raúl Scalabrini Ortiz.

Importante

En la foto, el gobernador Urtubey inaugura el Ciclo Lectivo 2008. Farsa 2008 ( en un país de ignorantes, esto es hacer poítica con la pobreza y los falsos arreglos. ) En vivo, la demagogia. Mientras, Salta, junto a siete provincias argentinas: están de paro.

Dice el blogs de Urtubey: “El mandatario hizo estas declaraciones (…) durante el acto de inauguración del ciclo lectivo para el nivel secundario en la escuela de Educación Técnica Nº 5132 de Rosario de la Frontera. En tanto, en la escuela José Murialdo anunció que la próxima semana se iniciará la distribución de 200.000 kits escolares que incluyen cuadernos, carpetas, libros de lectura y manuales”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -spot_img

Últimos Artículos