30 C
Salta
jueves, septiembre 24, 2020

Walter Wayar refundará Orán y Tartagal

Notas más leídas

Salta llora la muerte de un Gran Hombre: se fue Jorge Oliver

Su partida es un golpe al alma. Minutos antes de la medianoche de esta extraña primavera, se...

El horror de Facebook

Con mucha resistencia y miedo a lo nuevo (neofobia: se refiere al miedo irracional, anormal y persistente hacia algo nuevo).

“El mundo es irrisorio por donde se lo mire”

Liliana Díaz Mindurry nació el 28 de junio de 1953 en Buenos Aires, ciudad donde reside, capital de la República Argentina. Es...

Cataratas de denuncias al Director de los Cementerios de la Sta. Cruz y Pádua (Salta): malas formas con los vivos y con los muertos

A un hombre lo discriminó por su elección sexual: "calláte putito"- le dijo, como consta en la denuncia que adjuntamos, y...

Una contundente rebelión contra las políticas del gobierno se está gestando en el norte provincial con un fuerte voto castigo que se canalizaría a favor de Urtubey. Por eso Walter Wayar se anuncia como reconstructor y refundador de Orán y Tartagal.

Son las dos ciudades más grandes de la provincia luego de la capital y ambas están en el Norte de la Provincia. San Ramón de la Nueva Orán, con cerca de 100 mil habitantes y Tartagal que supera hoy los 80 mil.

Pero han sido sistemáticamente postergadas, como lo han sido los departamentos de Orán y San Martín en los que se encuentran emplazadas. Falta de inversiones en obras y servicios públicos, falta de reconstrucción y mantenimiento de la infraestructura vial, piedra libre para el saqueo de sus recursos forestales, contaminación, pobreza, desempleo, represión a las protestas sociales, son algunos de los problemas agudos que se han venido sufriendo en la zona en la última década.

Mientras tanto, con el dinero que fluye del norte gasífero y petrolero se ha creado la imagen de otra Salta, moderna y opulenta: la ciudad capital de la provincia, niña mimada de la inversión romerista, ha renovado fachadas, se ha engalanado para el turismo, se llenó de hoteles y ha visto erigirse estadios, autopistas de acceso, avenidas y cruces a dos niveles, además de Centros de Convenciones y abundancia de luces que incluso titilan incesantes marcando el camino que lleva a la cumbre del cerro San Bernardo.

Algo de todo ese despliegue ha recaído también en los Valles Calchaquíes, donde el gobernador y el vicegobernador tienen hoteles, fincas, bodegas.

Pero nada o muy poco beneficio han tenido mientras tanto los esforzados y postergados salteños de Orán y Tartagal que sólo por un milagro guemesiano todavía no han pedido su anexión a Bolivia o su separación para formar una provincia aparte.

Peligro de voto bronca

El mal humor en la región con el gobierno de Romero y Wayar se expresa claramente en las encuestas encargadas desde el Gran Bourg y que causan alarma en el comando de campaña oficialista. Hay que parar de inmediato con la rebelión norteña.

Y de pronto Walter Wayar se da cuenta -luego de más de una década en el gobierno- que el Norte está postergado y que urge una reparación histórica. Y entonces se traslada allí y realiza anuncios, promesas y compromisos con actas firmadas y todo.

Así se ha llegado, a través del flamante eslogan “gobernar para todos” al Acta Compromiso con la Ciudad de Orán, por la que Wayar se obliga a encarar una “etapa de desarrollo con equidad social” en los próximos 4 años en beneficio de los oranenses:

– Construcción de la autopista Pichanal-Orán sobre la ruta 50

– Construcción y puesta en funcionamiento de un hospital de Niños o Servicio Pediátrico Regional con sede en la Ciudad de Orán.

– Construcción del Sistema Integral de Desagües Pluviales.

– Pavimentación y repavimentación de 300 cuadras.

– Construcción de la Nueva Estación Terminal de Ómnibus.

¿Reparación histórica o promesa histérica?

jpg_Tartagal.jpgEl Plan Integral de Reparación Histórica del Departamento San Martín es aún más ambicioso que el Acta Compromiso con la Ciudad de Orán. Porque en este caso Wayar promete:

Políticas públicas

– Descentralización de organismos del Estado como IPV, Rentas, Registro Civil.

– Radicación de Industrias mediantes excenciones y diferimientos impositivos con líneas de crédito flexibles.

– Jóvenes emprendedores y pequeños productores: se otorgarán créditos sin garantía o con garantías recíprocas.

– Creacióndel Instituto de Capacitación y Empleo.

– Consorcios de Exportación para artículos de madera.

– Establecimiento de fideocomisos forestales.

– Sistematización de riego para mejorar el perfil productivo.

– Subsidio de los servicios de agua, luz e impuesto imobiliario para las personas de escasos recursos.

– Incentivo a la producción de biocombustibles.

– Reactivación del transporte ferroviario.

– Nuevo sistema de transporte público de pasajeros.

– Fortalecer a escuelas técnicas, que sirvan de asistencia a pequeños empresarios y productores.

Obras de Infraestructura

– Autopista Tartagal – Mosconi.

– Tendido de la red de gas domiciliaria en todo el departamento.

– Colectora máxima y planta depuradora sur en Tartagal.

– Construcción de un nuevo hospital en Embarcación.

– Pavimentación de la ruta 86 en el tramo Tartagal – Tonono.

– Construcción de desagües pluviales, defensa y encauzamiento de la Quebrada Internacional y Puente del sector 5 de Salvador Mazza.

– Construcción del sistema de desgües pluviales de Embarcación.

– Ampliación de la Planta Potabilizadora de Tartagal.

– Estación de bombeo e impulsión Mosconi – Vespucio.

– Construcción de diez nuevas escuelas en el departamento.

– Ampliación del Hospital de Mosconi y Aguaray.

– Pavimentación de 400 cuadras en el departamento.

– Construcción del Complejo Polideportivo en Aguaray.

¿Alcanzarán estos anuncios para frenar la rebelión que se expresa en la amenaza de voto contra Wayar y a favor de Urtubey? Habría que auscultar si estas promesas han despertado esperanza, escepticismo o furia en los oranenenses y en los tartagalenses.

Algo es claro. Si el actual gobierno ha sido acusado de refundir al norte provincial y concentrar sus esfuerzos en la infraestructura de la capital y la promoción del turismo de los valles, ahora Walter Wayar se proyecta -por lo menos en la promesa preelectoral y en la propaganda mediática- como el Gran Refundador de Orán y Tartagal.

Comentar la nota

Please enter your comment!
Please enter your name here

- Publicidad -

Últimos Artículos

Necesitamos proteger la mitad del planeta

Áreas con diferentes grados de protección y en verde áreas que necesitan protegerse Un grupo de científicos están investigando...

Salta llora la muerte de un Gran Hombre: se fue Jorge Oliver

Su partida es un golpe al alma. Minutos antes de la medianoche de esta extraña primavera, se...

Docentes autoconvocados de Salta se solidarizan con los de Orán

Compañeros DocentesAcorde a los decidido en la última Asamblea de Docentes Autoconvocados del Departamento Capital, lanzamos la colecta para Constituir un Fondo...

Salta a fase 1: los exceptuados según Nación

A continuación la lista de trabajos exceptuados de cumplir el aislamiento social, preventivo y obligatorio.  1. Personal de Salud,...

Los incendiarios provocan intencionalmente los fuegos

Por: Prof. Norberto Ovando* y Gpque. Adalberto D. Álvarez** Cerca de15.000 focos, que según el Servicio Nacional de Manejo...